La gestión de las colonias de los gatos callejeros y su población es un tema que se lleva estudiando desde hace muchos años.

Entendemos como colonia felina aquella agrupación de un colectivo de gatos callejeros de diversa edad y sexo dentro de una misma ubicación.

Estas colonias se pueden formar o bien de manera natural, debido al comportamiento y necesidades medioambientales del gato o bien de manera artificial, siendo creada por parte de aquellos que gestionan a este colectivo.

Módulos prefabricados para colonias de gatos

Lo módulos para colonias de gatos están dotados de zonas y características que permitan cumplir las necesidades básicas de los gatos callejeros, ayudando y facilitando la gestión por parte de los voluntarios, protectoras y organismos públicos.

Con esta solución buscamos integrar a los gatos callejeros con el resto del ecosistema de las ciudades y servir en último caso como medio educador, buscando la concienciación de los ciudadanos de que existe una fauna en las ciudades que se debe cuidar, controlar e integrar.

Las colonias controladas deben dotar del espacio de aquellas zonas necesarias para que el animal las pueda habitar de forma adecuada.

En Zarca transformamos contenedores marítimos en módulos adecuados pensados para alojar colonias de gatos callejeros

El uso de módulos prefabricados, son de especial interés para Ayuntamientos, Puertos de pesca y deportivos y Protectoras de animales debido a las ventajas que ofrecen para controlar a las colonias de gatos y el interior se puede diseñar a medida.

Sobre todo en las épocas del año que hace más frío también les sirve de refugio.

 

 

contenedores para gatos

Ventajas de los módulos para las colonias de gatos

A continuación vamos a listar todas una serie de ventajas que tiene el uso de módulo para la gestión de colonias de gatos.

  • Control de roedores y de plagas de insectos en la zona donde estén ubicados.
  • Evita focos de pulgas, ya que los gatos están cuidados y desparasitados, a través de sus gestores y cuidadores.
  • Elimina los problemas de ruidos nocturnos por los celos.
  • Acaba con las camadas descontroladas de gatos.
  • Proporciona un control sanitario de los animales.
  • Acaba con los marcajes de los gatos.
  • Evita que los gatos deambulen hambrientos suplicando comida para sobrevivir.
  • Elimina la visión de gatos moribundos, enfermos y/o heridos sin asistencia veterinaria.
  • Educa en valores a nuestros menores y a nuestra sociedad en general.
  • Acaba con el sufrimiento de los gatos callejeros.
  • Evita sufrimiento innecesario para las personas con valores que amamos y respetamos a los animales.
  • Permite salir de la clandestinidad a los gestores de las colonias felinas y dignifica su trabajo.
  • Proporcionan dignidad al gato callejero como ser vivo y como ser sintiente que es.
  • Permite identificar la aparición de nuevos gatos caseros (con propietario) que hayan sido abandonados o extraviados.
  • Aporta compañía y amor a personas y a niños que paseen por la zona o incluso se acerquen a ellos.
  • Alegran y dan vida al paisaje urbano o rural.
  • Proporcionan desarrollo cultural y evolución en una sociedad.
  • Atraen al turismo, especialmente a personas extranjeras o sensibilizadas en el respeto y a la vida animal.
  • Fomentan el trabajo cooperativo.
  • Evita los conflictos entre vecinos.

Protectoras y voluntariado se esfuerzan en conseguir recursos para poder implantar espacios con el objetivo de tener mejor controladas las colonias y de poder proveer a los animales de un refugio y un lugar al que puedan dirigirse a alimentarse, hidratarse, descansar o jugar.

Estos lugares, debido a su naturaleza de refugio, pueden servir también como espacio para la cría controlada, de hecho, se trata de una ventaja pues permite conocer el cambio poblacional dentro de la colonia y por tanto permite conocer la situación de cada animal y decidir cómo aplicar mejor el TNR en cada caso, haciendo que éste sea más eficaz.

5 pilares para una ambiente felino adecuado

Los gatos deben disponer de un lugar seguro

Lugar donde los  recursos ambientales clave para los gastos (comida, agua, arenero, rascador, zona de juego y zona de descanso) estén separados entre sí.

Ofrecer un lugar seguro para el comportamiento de juego y depredación.

Proporcionar un contacto humano positivo, consciente y predecible. Este pilar va enfocado directamente a la relación cuidador-gato.

Creación de un ambiente que respete la importancia del sentido del olfato felino.

 

Si conoces a alguien que trabaje en una protectora de animales, un ayuntamiento o en la gestión de un puerto te animamos a que le compartas este artículo, seguro que lo encuentra interesante si tienen problemas de colonias de gatos callejeros.

 

En Zarca llevamos más de año transformando contenedores a medida para la creación de nuevos espacios o soluciones industriales o comerciales.

Posts recientes

Escribir un comentario